Por fin se estrena este viernes Los Descendientes (The Descedants), película que hasta el momento ha recibido 2 Globos de Oro, uno por Mejor Película de Drama y otro por Mejor Actor de Drama, y lleva 5 nominaciones al Óscar por Mejor Película, Director, Actor, Guion Adaptado y Edición, que para mi van muy bien merecidas.

La película que es dirigida por Alexander Payne, y se centra en Matt King, interpretado extraordinariamente por George Clooney, quien es un abogado hawaiano, que al enterarse que su esposa ha sufrido un accidente en un bote que la ha dejado en coma y seguramente muera, tiene que hacerse cargo de sus dos hijas, a las cuales no sabe tratar, además a esto se suma que justo en ese momento se entera que su esposa tenia una aventura y estaba pensando dejarlo.

Y como si eso no fuera lo único, él junto a todos sus primos son descendientes de una princesa hawaiana y como herencia han recibido un gran terreno, el cual para evitar problemas están decididos a vender para repartirse las ganancias, pero al ser este gigantesco,  varios hoteles de lujo han puesto sus miras en él y será trabajo de Matt evaluar las ofertas.

Tal vez a muchos les suene que la historia contiene muchas cosas y que por lo mismo seria lenta o que tendría trabas en muchas partes, pero no es así, la historia de la película fluye a un paso constante, en ningún momento se llega a sentir pesada, y toda la historia se resuelve de una forma natural, sin llegarse a sentir forzada, pero con muchas sorpresas.

En la actuación Clooney se desempeña genialmente y nos muestra a un padre de familia que por estar tan al pendiente de su trabajo, cuando sufre su esposa el accidente y tiene que lidiar con sus hijas, hay momentos en los que no sabe que hacer o como realizar las cosas con ellas, y a esto va sumado el saber que su esposa lo engañaba, lo cual hace que a momentos caiga en una total confusión, que logra reflejar muy bien.

Por un lado esta el dolor de que esta a punto de morir, y por otro la furia e ira de saber que estaba apunto de dejarlo y más cuando se entera que había amigos que lo sabían, pero para sorpresa de todos recibe mucha ayuda de su hija mayor Alexandra, quien es interpretada por la bella Shailene Woodley, que a pesar de que tiene solo 17 años en la película y cuando la presentan parece una chica inmadura.

Durante la cinta va evolucionando, madurando y apoyando mucho a su padre, siento que en ocasiones ella es un pilar muy importante para este, aunque reflejando su contraparte esta Sid (Nick Krause), un amigo que lleva a casa y que acompaña a la familia en todo momento, y que en muchas ocasiones cumple la función de payaso haciéndonos reír con un poco de humor negro, y en otras partes es una canal por medio del cual Clooney llega a entender como acercarse a su hija.

Esta película también cuenta con una excelente fotografía, lo cual me hace preguntar por qué no fue nominada al Óscar en esta categoría, la edición es realmente buena; en cuanto al Soundtrack la verdad es que no llega a sobresalir, pero es genial ya que te intercalan canciones y música hawaiana con el gran paisaje y con la trama haciéndolo muy interesante.

La verdad es que la película es excelente y bien vale todos las nominaciones que lleva y los premios que ha ganado, tratando temas muy universales como el despedirse de un ser querido y como se sobrelleva esa perdida, además de que la trama es muy inteligente y muy bien llevada, además de las actuaciones y todo, realmente recomendable y súper obligada para todos los cinéfilos.

Comentarios

comentarios

1 Comentario

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Por fin se estrena este viernes Los Descendientes (The Descedants), película que hasta el momento ha recibido 2 Globos de Oro, uno por Mejor Película de Drama y otro por Mejor Actor de Drama, y lleva 5 nominaciones al Ósca……

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here