Sam Taylor-Johnson ha evitado la bala que se dirigía hacia su posición. Hoy ya es oficial que no estará dirigiendo Cincuenta Sombras Más Oscuras, siguiendo el hecho de las peleas que tuvo en el set con la autora E.L. James.

Esto es bastante afortunado para Taylor-Johnson, porque, la verdad, ¿a quién le gusta tener broncas en su lugar de trabajo? Y más si tomamos en cuenta que el cine es un proceso altamente creativo que requiere plasmar ideas del individuo y sin intromisión. Hablando con Deadline dijo esto:

Dirigir Cincuenta Sombras de Grey fue un viaje intenso e increíble por el cual estoy inmensamente agradecida. Tengo a Universal para agradecer eso. Forjé cercanamente relaciones duraderas con el elenco, productores y equipo y muy especialmente con Dakota y Jamie. Aunque no regresaré para dirigir las secuelas, sólo deseo el éxito a quien tome los emocionantes retos de los filmes dos y tres.

Nadie le puede quitar que es muy diplomática… y que no agradeció nada a la autora. Ya veremos quien es la próxima victima que subirá al potro de tormentos de esta nueva producción.

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here